Utilizamos cookies propias para el correcto funcionamiento de la página web y de todos sus servicios, y de terceros para analizar el tráfico en nuestra página web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información

Ok Más Información

  • Calle Historiador Manuel Salcines,6, 14004, Córdoba
  • info@brillocor.com 957 45 17 27 / 629 28 23 48

Etiqueta: ‘’

Peligros de mezclar productos de limpieza (II) - Brillocor

Peligros de mezclar productos de limpieza (II)

10 de septiembre de 2019 0 Comentarios

Ya hablamos anteriormente del riesgo que producían algunos productos químicos, utilizados para la limpieza, cuando los mezclamos. En esta segunda parte, os traemos otros tres productos, también conocidos pero menos usuales: agua oxigenada y percarbonato, sosa cáustica y agua fuerte.

 

MEZCLA DE AGUA OXIGENADA (PERÓXIDO DE HIDRÓGENO) Y PERCARBONATO


El agua oxigenada, también conocida como peróxido de hidrógeno, y el percarbonato de sodio, son dos productos limpiadores basados en el poder desinfectante del oxígeno.

El uso de agua oxigenada está en muy extendido para la desinfección de heridas, y también para el uso de peluquerías, aunque en distinta concentración. Mientras que el percarbonato, es un aditivo que se añade a los detergentes para limpiar y desinfectar cualquier superficie.

Cada vez tienen mayor aceptación y se utilizan de forma más generalizada como aditivos. Su gran eficacia desinfectante y limpiadora, sin los inconvenientes de la lejía está conquistando el mercado de los limpiadores y desinfectantes.

El agua oxigenada lo podemos encontrar en formato líquido, sin embargo, el percarbonato de sodio lo encontraremos en polvo granulado.

¿Con qué podemos mezclarlo?:

  • Agua
  • Ácido cítrico o Zumo de limón
  • Detergente neutro para ropa
  • Jabón neutro (para platos, manos…)

Nunca mezclar estos productos con:

  • Lejía
  • Amoníaco
  • Vinagre

 

SOSA CÁUSTICA (O HIDRÓXIDO DE SODIO)


El hidróxido de sodio, también conocido como sosa cáustica, se trata de un producto fuerte y corrosivo, que se utiliza generalmente como decapante de pinturas, desatascador, hacer jabón o cocer aceitunas, entre otros.

Nunca debe estar en contacto con la piel ya que produce graves quemaduras. Al contacto con el agua, algunos metales y otros productos, desprende gases altamente tóxicos que al inhalarse pueden producir quemaduras importantes en las vías respiratorias.

En definitiva, hay que extremar las precauciones cuando se utiliza la sosa cáustica y hacerlo siempre en lugares muy ventilados, preferiblemente al aire libre.

La sosa cáustica se puede mezclar con:

  • Agua → siempre poner primero el agua y después la sosa, ya que crea una reacción exotérmica. Utilizar en un sitio muy ventilado, usando siempre guantes y mascarilla
  • Grasas o aceites → para hacer jabón.

Nunca mezclar la sosa cáustica con:

  • Detergentes de ningún tipo.
  • Limpiadores de ningún tipo.
  • Desinfectantes de ningún tipo.
  • Metales de ningún tipo, salvo Acero Inoxidable.
  • Nunca poner en contacto con el Aluminio, porque lo corroe hasta hacerlo desaparecer soltando unos vapores altamente tóxicos.

 

Si nos salpica el agua mezclada con la sosa, se neutraliza con vinagre. El vinagre, de cualquier tipo, neutraliza la acción de la sosa cáustica por lo que si nos salpica, rápidamente debemos lavarnos con vinagre abundante, para evitar quemaduras.

 

AGUA FUERTE (O ÁCIDO CLORHÍDRICO)


El conocido “Agua Fuerte” es en realidad ácido clorhídrico, un producto con el que hay que extremar las precauciones, ya que es muy peligroso al contacto con la piel, y en la inhalación de sus vapores. Podemos decir que se aplican las mismas advertencias que para la sosa cáustica.

En el caso de salpicadura de agua fuerte hay que aclarar de inmediato con mucha agua, ya que es uno de los ácidos más potentes que hay. Se utiliza de forma habitual en las casas, para eliminar el sarro que produce el exceso de cal en los sanitarios, limpiar suelos de barro cocido, restos de cemento tras hacer una obra o desatascar tuberías. 

Es muy útil para eliminar el óxido de los metales y también sirve para regular el Ph del agua de la piscina y acabar con las algas.Pero recuerda que siempre hay que utilizarlo añadiendo agua.

El agua fuerte se puede mezclar única y exclusivamente con agua. NUNCA puede entrar en contacto con aluminio, pues los gases resultantes de disolver el aluminio resultan son altamente tóxicos.

 

A continuación te pongo una tabla resumen de las posibles mezclas:

  • En verde aparecen las mezclas que no son peligrosas.
  • En amarillo, las que se pueden realizar con precaución (revisar en el artículo los riesgos)
  • En rojo, las que no se deben hacer por ser muy peligrosas.
Tabla mezcla de productos

Fuente: Pepatabero

 

Esperamos que estos consejos de Brillocor os hayan servido para saber realizar las mezclas de los productos químicos al realizar la limpieza del hogar. 

Échale un vistazo a la primera parte, y ten presente estas recomendaciones → CLICK AQUÍ

Recuerda que puedes contar con nuestra ayuda profesional. ¡Contacta con nosotros!

 

Leer más ⇢

Peligros de mezclar productos de limpieza (I) - Brillocor

Peligros de mezclar productos de limpieza (I)

12 de julio de 2019 0 Comentarios

El riesgo que entrañan los productos de limpieza no hay que buscarlo en el producto, ya que si está a la venta en un supermercado, es porque es apto para uso doméstico. El peligro se encuentra en la forma y condiciones de uso, en las concentraciones, en las proporciones, etc. En muchas ocasiones, la culpa la tienen las mezclas inadecuadas con otros productos.

Resulta imprescindible aprender a mezclar estos productos para evitar peligros, ya que algunos es mejor utilizarlos solos.

En esta primera parte, hablaremos sobre los tres productos más usados: lejía, amoniaco y vinagre y ácido cítrico.

 

LEJÍA 

La lejía es el nombre común que le damos en España al “hipoclorito de sodio”. En otros países es conocido como lavandina, cloro, agua de Javel o agua de Jane.

Su utilización debe ser siempre con agua fría, ya que por mucho mitos que haya, al mezclarse en agua caliente, desprende vapores altamente tóxicos que provocan gravísimas consecuencias en las vías respiratorias. Por supuesto, debes evitar el contacto con la piel, usando guantes y manteniendo la estancia ventilada. 

La lejía puede mezclarse con:

  • Agua
  • Jabón líquido neutro (de platos, de manos…)
  • Detergente líquido neutro de lavadora.

Nunca mezclar lejía con:

  • Amoníaco
  • Vinagre (de ningún tipo)
  • Ácido Cítrico o cualquier otro (ni líquido, ni polvo, ni zumo de limón natural)
  • Alcohol
  • Agua Oxigenada – Peróxido
  • Carbonato, Bicarbonato o Percarbonato
  • Limpiadores multiusos
  • Desinfectantes y bactericidas.

 

AMONÍACO

El amoníaco es un excelente quitagrasa que además de ayudarnos en la limpieza del hogar, se encuentra habitualmente en la naturaleza.

Desprende gases muy irritantes y tóxicos, por lo que hay que evitar respirarlos. Ese es el motivo por el cual hay que mantener la estancia siempre muy bien ventilada al utilizarlo. El uso de guantes no está demás, ya que seguimos tratando con productos dañinos para la piel.

El amoníaco se puede mezclar con:

  • Agua
  • Alcohol (etílico o etanol, isopropílico, “de farmacia”…)
  • Colonia fresca de baño (en sustitución del alcohol para dar mejor olor)
  • Jabón neutro (de platos, de manos…)
  • Detergente neutro de lavadora “sin cloro”

Nunca mezclar amoníaco con:

  • Lejía o productos con cloro
  • Vinagre
  • Ácido Cítrico o cualquier otro (ni líquido, ni polvo, ni zumo de limón natural)
  • Agua oxigenada – Peróxido

 

MEZCLA DE LEJÍA Y AMONÍACO

La mezcla de estos dos productos de limpieza, es la que más accidentes genera, ya que son dos productos altamente tóxicos si no los utilizamos correctamente. 

Estas son las normas básicas e imprescindibles a tener en cuenta:

  • La mezcla de lejía y amoníaco, puede llegar a ser mortal.
  • No los debemos mezclar con los productos prohibidos (arriba señalados).
  • Siempre debes mantenerlos en su envase original.
  • Debes tener cuidado al respirar sus vapores.
  • Conviene utilizarlos diluidos en agua. Si vas a utilizarlos sin diluir, debes extremar las precauciones.

 

EL VINAGRE Y EL ÁCIDO CÍTRICO (LÍQUIDO O EN POLVO)

El vinagre es un producto que nunca falta en nuestras cocinas, pero también tiene otros muchos usos como producto de limpieza, dependiendo del tipo que sea.

Por otro lugar, el ácido cítrico es un producto que se puede encontrar en formato líquido o en polvo. Proviene del limón u otros cítricos y cuyo uso en limpieza es muy similar al del vinagre.

Si ambos productos lo usas para cocinar, podrás usarlos también para la limpieza del hogar, ya que no son tóxicos

El vinagre y el ácido cítrico se pueden mezclar con:

  • Agua
  • Alcohol (etílico o isopropílico)
  • Bicarbonato, siempre en un recipiente abierto porque se genera una gran efervescencia. Después de esta reacción, una vez pasado el efecto de la efervescencia, ya no sirve.

Nunca mezclar vinagre ni ácido cítrico con:

  • Lejía
  • Amoníaco
  • Agua Oxigenada – Peróxido
  • Cualquier desinfectante o limpiador basado en el oxígeno.

 

Tabla mezcla de productos

 

Esperamos que estos consejos de Brillocor os hayan servido para saber realizar las mezclas de los productos químicos al realizar la limpieza del hogar. La segunda parte del artículo, la podréis leer próximamente.

Recuerda que puedes contar con nuestra ayuda profesional. ¡Contacta con nosotros!

 

Leer más ⇢

Trucos de Brillocor para la limpieza del baño - Brillocor

Trucos de Brillocor para la limpieza del baño

11 de junio de 2019 0 Comentarios

El baño es uno de los espacios del hogar que más suciedad acumula, ya que está en constante uso por la familia. Pero, ¿cómo podemos limpiarlo para que nos dure más tiempo?

Con organización y los trucos Brillocor, podrás tener tu baño limpio y reluciente. Comenzamos por partes:

 

  • Quitar accesorios y despejar el suelo.

Antes de ponerte manos a la obra, despeja el suelo, retira todos los objetos voluminosos que estorben, tira la basura y echa las toallas a lavar.

Lo ideal es que también retires los objetos de las superficies. De esta forma tu baño quedará impoluto por todos los rincones.

 

  • Barrer y quitar el polvo.

Una vez esté despejado el suelo, es momento de barrerlo, así como quitar el polvo de las superficies. Realizándose con aspirador y gamuza, la suciedad se atrapa. Por el contrario, si se utiliza escoba y plumero, puede ser que la suciedad se desplace.

En Brillocor, empezamos siempre por el suelo, porque es uno de los lugares donde se acumula más suciedad y, al limpiarlo, podemos desplazar sin querer los gérmenes a las superficies que habíamos limpiado previamente.

 

  • Deja que actúen los productos de limpieza.

Una vez limpio el suelo y todo retirado, es hora de aplicar los productos y dejarlos actuar unos minutos. ¿Cómo lo hacemos? Siguiendo el orden: el desinfectante en el inodoro, y el limpiador en la mampara, los azulejos, la bañera, el lavamanos y el bidé.

De este modo, el producto irá actuando y la suciedad se irá ablandando, siendo más fácil retirarla con un paño húmedo.

¡OJO! NO rocíes el producto directamente en la superficie, ya que de esta forma se pueden crear “lamparones” y estropear las griferías. Es mejor aplicar el producto con un trapo rociado generosa y previamente.

 

  • Limpieza de azulejos y mampara.

Una vez actuado el producto limpiador, comenzamos la limpieza con los azulejos y las mamparas de la bañera o la ducha.

Con un cepillo limpio, aunque esté usado, y una toalla o paño que lo recubra, los azulejos quedan como nuevos. Además, es más cómodo, ya que la fuerza la ejerces con el palo del cepillo.

Para la limpieza de la mampara, podemos usar producto químicos especializados en anti-cal, o también, soluciones caseras, como por ejemplo, vinagre blanco y bicarbonato.

 

  • Seguimos con la bañera.

Después de los azulejos y la mampara del baño, le toca el turno a la bañera. Puedes aprovechar el cabezal de la ducha, para aclarar el producto de limpieza rociado previamente, sin olvidarnos de darle con un paño, para que salga toda la suciedad.

Como truco de Brillocor, aconsejamos aclarar azulejos, mampara y ducha de nuevo, para que no quede ningún resto de producto químico. Y por último, pasa un trapo seco al conjunto, incluyendo grifos, para que brille.

 

  • Limpiamos el bidé y el lavamanos.

Después de la bañera, pasa al lavamanos. Con un paño húmedo, se retira el producto rociado, al igual que en la grifería. Sin olvidarnos, del resto de la superficie del mismo. Con un paño seco y limpio, sacamos brillo a todo.

¡OJO! deja el espejo para el final, ya que pueden salpicar gotas de agua. Se puede realizar con papel de periódico o un paño especial de cristales.

Para terminar con este paso, limpiamos el bidé. ¿Cómo? De igual manera que el lavamanos, primero con un paño húmedo y a continuación, con uno seco para sacar brillo.

 

  • Dejamos para lo último, el inodoro.

Es muy importante que se empiece poniendo desinfectante en el inodoro, pero debe ser el último lugar a limpiar, así conseguimos que el desinfectante actúe el mayor tiempo posible.

Y dado que es uno de los principales focos donde se acumulan los gérmenes, utilizaremos un trapo específico, para no correr el riesgo de “infectar” otras superficies. Seca la parte visible con un trapo seco para aportar brillo.

 

  • Fregamos el suelo.

Una vez limpias todas las piezas y superficies del baño, es el momento de fregar el suelo.

Un truco de Brillocor, para que quede perfecto y sin marcas, es secarlo con una mopa. ¡Quedará reluciente!

 

  • Colocamos todo en su sitio.

Para acabar la limpieza del baño, sólo falta colocar los objetos que quitamos al principio. Pon toallas limpias, y a poder ser el mismo juego, para que te quede más “cuqui”.

 

Aquí terminamos nuestro post del mes. No te olvides de pedir tu presupuesto en Brillocor.

Nuestros clientes nos llaman por profesionalidad y calidad de limpieza. ¿Y tú?

 

Leer más ⇢

Los trucos de Brillocor para limpiar la cocina - Brillocor

Los trucos de Brillocor para limpiar la cocina

05 de abril de 2019 0 Comentarios

¡Hola chic@s! Hoy vamos a hablaros sobre algunos trucos que utilizamos en Brillocor, empresa de limpieza en Córdoba, para limpiar la cocina. Tenemos varios consejos que lograrán que esta tarea resulte efectiva de una forma rápida.

Para realizarla de forma que no produzca más pereza de la necesaria, lo mejor es organizar y distribuir claramente cada zona a limpiar. Aunque si necesitas ayuda, puedes contactar con nosotros, y dejarte de preocupaciones.

Cada parte de la cocina requiere una técnica de limpieza y productos distintos. Aquello que funciona de maravilla para limpiar una vitrocerámica, no resultará tan efectivo para limpiar una encimera o el horno. Debes tener cuidado con esto.

Antes de comenzar con la limpieza, prepara los productos y materiales necesarios. Sigue estos trucos, divide por zonas y manos a la obra.

 

ENCIMERAS

Las encimeras son una de las zonas más susceptibles de mancharse. Están hechas de diversos materiales, por lo que es importante asegurarse de que se adquiere un producto adecuado que no dañará esta zona de la cocina. Para ello es fundamental leer la composición de los mismos.

Con alcohol, limón y agua tibia, siempre y cuando se pueda usar, se quedan relucientes.

 

FREGADERO

Para desatascar y limpiar el fregadero, sólo basta con echar de tres a cuatro cucharadas de bicarbonato sódico. Después, se hierve agua con vinagre y se vuelca por el desagüe. Dejar actuar 5 minutos y después abrir el grifo y dejar que fluya agua.

De este modo limpiamos y desatascamos de forma muy efectiva el fregadero, ¡y sin gastar nada en productos químicos!

 

VITROCERÁMICA O INDUCCIÓN

Debe estar fría antes de limpiarla. Usamos un producto específico para la limpieza de la misma, sin frotar la placa con estropajos rugosos o de metal.

Aclaramos el producto con una bayeta humedecida y secamos la placa con un paño. Si hay suciedad acumulada difícil de eliminar, se raspan las manchas con una rasqueta especial, dependiendo del tipo de placa, antes de limpiar.

 

FOGONES DE GAS

Desmontamos y limpiamos las piezas. Para la base de la cocina, es mejor utilizar un producto desengrasante y aclarar con una bayeta humedecida. Por último, secar todo con un paño, ya que aporta brillo a nuestra cocina.

 

CAMPANA EXTRACTORA

Para evitar que se acumule grasa y suciedad y que resulte muy engorroso de limpiar, es recomendable repasar el extractor con una bayeta húmeda y producto desengrasante inmediatamente después de haber cocinado.

Para limpiarla a fondo, los filtros sucios de las campanas de la cocina se deben humedecer con agua. Con un buen desengrasante y agua caliente, se quedan más que limpias.

 

MUEBLES DE COCINA

En su interior suelen acumular grasa, migas de pan e incluso polvo. Lo mejor es repasarlos, al menos, una vez al mes con una bayeta húmeda y producto desengrasante. Así se evita la aparición de cualquier tipo de insecto en busca de comida.

 

LAVAVAJILLAS Y LAVADORA

Aprovechamos para insertar el limpia-máquinas, y así dejar funcionando el lavavajillas mientras que terminamos la limpieza de la cocina. No podemos olvidarnos de leer atentamente las recomendaciones del producto.

Para la lavadora, al igual que el anterior, usando un limpia-máquinas especial, la dejaremos en perfecto estado y sin ninguna suciedad.

 

MICROONDAS, HORNO Y FRIGORÍFICO

Microondas y horno acumulan grasa en su interior, por lo que lo más recomendable sería utilizar un desengrasante, dejar actuar unos 10 minutos y después retirar con un paño húmedo. En Brillocor preferimos el agua tibia, ya que arrastra de mejor forma la grasa acumulada.

Para la limpieza del frigorífico, hay que evitar usar detergentes o jabones, pues pueden quedar restos y se pueden trasladar a los alimentos. Para limpiarla de una forma más natural y sin riesgo, se calienta agua, y se vierte bicarbonato dentro.

Empapando una bayeta en esta agua, podemos limpiar tranquilamente la nevera por dentro.

 

PAREDES Y/O AZULEJOS

Para deshacernos de las manchas de grasa en las paredes de la cocina, usamos una solución de jabón concentrada. Es igual de eficiente tanto en las superficies de plástico como de baldosa.

Una forma fantástica es usar jabón para lavar ropa, rallarlo y disolverlo en agua. Hacer más hincapié en las áreas problemáticas, hasta eliminar las manchas por completo.

 

SUELO

Es lo último que debemos limpiar, ya que durante la limpieza, caerá agua, migas y resto de suciedad. En primer lugar, barremos, y a continuación, fregamos con amoniaco o jabonoso, para darle un aspecto de suelo nuevo.

No olvides de barrer y fregar a diario, para que la limpieza dure más tiempo y puedas mantener tu cocina en perfecto estado.

 

Con estos trucos de limpieza de cocinas, tendrás siempre una cocina limpia y recogida por más tiempo.

Te recordamos que en Brillocor, empresa de limpieza en Córdoba, ofrecemos unos bonos especiales y a un precio estupendo, para que te ayudemos en la limpieza de tu hogar.

No esperes más y contacta con nosotros.

¡Hasta la próxima!

Leer más ⇢

10 CONSEJOS PARA LA LIMPIEZA DE PRIMAVERA - Brillocor

10 CONSEJOS PARA LA LIMPIEZA DE PRIMAVERA

04 de marzo de 2019 0 Comentarios

Todos los años lo mismo: con el cambio de estación llegan los días largos, las temidas alergias, y la limpieza de nuestros hogares. La primavera es la ocasión perfecta para poner al día la casa después del invierno. Es el momento del año en el que la casa respira y se prepara para recibir los días de calor.

Con buena organización y aplicando las ideas que proponemos, el resultado saltará a la vista y el esfuerzo habrá valido la pena. ¿Quieres saber cómo empezar? Sigue leyendo:

 

1.- Planificación de la limpieza.

¿Tienes todo lo que necesitas? Ten en cuenta en qué días la llevarás a cabo, con qué ayuda contarás y qué utensilios y productos de limpieza necesitarás.

Hay que planificar la tarea por zonas, ya que siempre es mejor comenzar por aquellas que no se limpian a diario, porque es donde se acumula más polvo y les hará mucha más falta un buen repaso.

 

2.- Ventila tu hogar.

Escoge el día más adecuado para ello, cálido y sin viento, ya que antes de empezar a limpiar la casa a fondo, hay que ventilar. ¿Cómo? Abriendo las ventanas de par en par, y permitiendo que entre la luz, y que el aire de todas las estancias se renueve por completo. En la medida de lo posible, provoca una ventilación cruzada abriendo las ventanas de los extremos de la casa, para que el aire circule sin obstáculos y limpie la atmósfera.  

En el caso de tener balcones, terraza o jardín, hay retirar la suciedad acumulada para que no se cuele en casa, y queden listos para dar la bienvenida al buen tiempo.

 

3.- Productos “eco”.

Que no falten productos tan naturales, sencillos y caseros como limón, vinagre, sal, jabón neutro o bicarbonato: no contaminan y resultan de lo más eficaces para limpiar. Cuando tengas que recurrir a limpiadores más fuertes con componentes químicos, úsalos siempre siguiendo las instrucciones del fabricante.

 

4.- Limpiar en profundidad cada habitación.

En los dormitorios, se retiran los colchones para aspirar bien el canapé o el somier. Brillocor te aconseja que le des la vuelta, así el colchón podrá “respirar”. Lavar la funda del colchón y de las almohadas para ponerlo todo limpio.

Si vas a hacer el cambio de armario, saca todas las prendas, aspira y pasa un paño húmedo por el interior. Una vez seco, coloca las prendas de primavera y perfuma el armario con aromas naturales de lavanda, enebro o palo santo. A nosotros nos encanta.

Para limpiar en profundidad el salón, hay que aspirar los bajos, la parte trasera y los cojines del sofá y sillones, sin olvidarnos del tapizado de las sillas. Si las tapicerías tuvieran manchas, intentaremos quitarlas con amoniaco disuelto en agua. Del mismo modo, no podemos olvidar, limpiar alfombras, retirarlas y guardarlas adecuadamente envueltas, para que el polvo no vuelva a acumularse en ellas.

En la cocina, se limpia en profundidad armarios por dentro y por fuera, así como la campana extractora y los azulejos, ya que la grasa se acumula en ambos sitios.

Por último, en el baño, habría que revisar el interior de armarios, limpiar los azulejos y techos. Aunque no lo creamos, la suciedad también la podemos encontrar aquí.

 

5.- Limpieza de techos, paredes y ventanas.

Es la hora de retirar ese polvo o telarañas que hayan ido apareciendo en los rincones. Se puede hacer de forma cómoda con una aspiradora, un plumero o bien con un cepillo de barrer cubierto con un paño. Sin olvidarnos de limpiar en profundidad rincones y zócalos donde día a día se ha ido acumulando suciedad durante el invierno.

Para limpiar las ventanas, lo mejor es preparar un barreño con agua jabonosa y repasar marcos y cristales, secando después con bayetas especiales para cristal.

No te olvides de las lámparas, bombillas, etc., para ello, basta con pasarles un plumero y un paño húmedo. Si las lámparas son de cristal, se pueden limpiar con unos guantes de algodón humedecidos, de manera que cojas cristal por cristal con los dedos.

 

6.- Último paso: suelos.

¿Son de madera? Pasándole una mopa y un paño húmedo, eliminaremos las manchas. En cambio, si son impermeabilizados, mejor limpiarlos con una fregona bien escurrida.

Para eliminar rayas, se frota con un estropajo de acero y después, se aplica una mezcla de betún marrón con cera para igualar el color. ¡Quedarán como nuevos!

 

7.- Tira todo lo que no necesites.

Aprovecha que vas a limpiar la casa a fondo y el cambio de armario, para tirar todo lo que no necesitas. Según Marie Kondo, la autora de La magia del orden, el truco infalible es hacerlo por categorías (comienza por la ropa, por ejemplo) y deja para el final los objetos más personales que son de los que cuesta más desprenderse.

Después de un trabajo duro, ya tienes tu casa limpia y lista para disfrutar la primavera.

Acuérdate que en Brillocor, estamos dispuestos a ayudarte siempre que lo necesites.

Puedes contactar con nosotros mediante la WEB, o por teléfono 957 45 17 27.

¡Hasta la próxima chic@s!

Leer más ⇢

Navidad con orden y limpieza ¡claro que se puede! - Brillocor

Navidad con orden y limpieza ¡claro que se puede!

07 de diciembre de 2018 0 Comentarios

Casi sin darnos cuenta la navidad ya ha llegado para quedarse. Esta época del año puede volverse un poco caótica, sobre todo si somos anfitriones en cenas y comidas navideñas, o si somos de los que no escatimamos adornando nuestro hogar.

Hoy te traemos una serie de consejos para que el caos no se apodere de tu hogar y disfrutes de la navidad junto a los tuyos:

Como ya hemos comentado, nuestra casa se llena de decoración y detalles, que, aunque no queramos verlo, atraen el polvo y pueden ser difíciles de limpiar. Te recomendamos que, además de armarte de paciencia, los limpies todos y cada uno de ellos por separado. De esta manera podrás hacerlo mejor y evitarás que se caigan y se rompan. Coge las bolas y adornos del árbol, sacúdelos fuertemente para eliminar el polvo y pasa a continuación un paño seco. Para las guirnaldas y espumillones pasa una bayeta un poco húmeda para quitar las posibles manchas que puedan salirle. En el caso de figuritas, como por ejemplo las del Belén, bastará con un trapo húmedo para que vuelvan a estar como el primer día.

Para mantener el árbol limpio puedes ir sacudiéndolo con un trapo seco y si ves que tiene mucho polvo ayúdate de un secador ¡quedará perfecto!

¿Pones luces en rincones especiales o incluso en el árbol? ¡Ten mucho cuidado al limpiarlas! Este tipo de elementos son muy delicados, por lo que toma tu tiempo para hacerlo. Antes de nada, asegúrate de que están desconectadas. Una vez hecho, ayúdate de un trapo, y ve luz por luz lentamente.

También es recomendable hacer una limpieza a fondo antes de colocar todos los adornos, puedes hacerla tú o contratar a una empresa profesional como Brillocor.

Si eres el anfitrión en las cenas y comidas navideñas revisa toda la vajilla, cristalería, mantelería y demás accesorios que vayas a utilizar, sobre todo si no se usan desde el año anterior. Lávalos y tenlos preparados para el día especial. Y después de cada evento elimina todos los elementos desechables, elimina huellas de muebles y electrodomésticos, aspira alfombras y suelos, barre y friega los suelos más concurridos y limpia a fondo cocina y baño.

¿Todo este trabajo te parece abrumador o crees que no tendrás suficiente tiempo? ¡No te preocupes! Nosotros podemos hacerlo por ti. Ponte en contacto con Brillocor y tu hogar lucirá perfecto todas las navidades.

Leer más ⇢

Consejos para una buena limpieza de Otoño - Brillocor

Consejos para una buena limpieza de Otoño

06 de noviembre de 2018 0 Comentarios

Aunque las limpiezas generales solemos hacerlas en las épocas de calor, al llegar el otoño debemos realizar una limpieza general de diferentes puntos de la casa, que además nos ayude a mantener también el orden en nuestro hogar. En este post te damos unos cuantos consejos para que esta limpieza sea perfecta:

¿Tienes chimenea? Ponla a punto para el frío

Las chimeneas pasan desapercibidas durante gran época del año, pero al llegar de nuevo el frío vuelven a ser unas grandes protagonistas de nuestro día a día y es que ¿hay algo mejor que una noche de sofá, peli y manta con la chimenea encendida de fondo? Para que no te pille el toro lo mejor es que la prepares con antelación. Limpia con un paño las baldosas y los adornos que pueda tener. Para eliminar las cenizas, y no poner toda la estancia perdida con ellas, primero échales un poco de agua por encima y después retíralas con una pala. Por último, acumula leña o listones para que cuando venga el frío no te pille sin nada.

Haz el cambio de armarios

La llegada de la nueva temporada incluye el cambio de ropa, guardamos bikinis, bañadores, vestidos y pantalones cortos y sacamos de nuevo los jerséis, abrigos, chaquetones y demás ropa de invierno, incluidos las sábanas, edredones y nórdicos. Es la ocasión perfecta para hacer la limpieza del armario y hacer selección de todo aquello que no queremos. Organiza la ropa que no necesites o no quieras y dónala (si está en buen estado) o tira la que esté en mal estado (aunque también puedes aprovechar para convertirlas en trapos o para usarlas con las mopas y no dañar, por ejemplo, los suelos delicados como el parquet).

Pon a punto todas las alfombras y tapetes

Las alfombras, tapetes y felpudos suelen acumular bastante polvo, por lo que debemos limpiarlas a fondo. Lava en la lavadora los de menor tamaño que, por su composición, permita hacerlo y sécalas en una terraza. Las de mayor tamaño o las que no puedan lavarse pueden limpiarse con un limpiador de vapor.  Sacúdelas y airéalas en una terraza o un sitio donde pueda estar tendida varias horas al sol, de esta manera quedarán perfectas para recibir a tus pies cada día.

Gira el colchón

El otoño es perfecto para girar o rotar el colchón, de hecho, lo recomendable es hacerlo en cada cambio de estación para evitar que se hunda y/o se formen huecos que luego no se pueden eliminar. Aprovecha para limpiar toda la ropa de cama, como por ejemplo el cubrecolchón, y para darle un repaso al mismo. Límpialo con un trapo húmedo y déjalo secar mientras termina la lavadora. ¡Perfecto para la nueva temporada!

Haz una limpieza profunda de las ventanas, incluyendo persianas

Sabemos que limpias las ventanas de manera regular, pero ¿cada cuánto limpia las persianas? Estas suelen ser las grandes olvidadas y eso que su limpieza es muy rápida y sencilla. En un bol pequeño mezcla, a partes iguales, agua y vinagre. Con un calcetín grueso (que habrás descartado en la limpieza de armario) introduce la mano en la mezcla y pásalo por las persianas, esto removerá toda la costra de suciedad y polvo que se haya podido acumular. Quedarán impecables.

Limpia el polvo

El polvo puede ser un gran fastidio si no sabemos eliminarlas de sitios como molduras, esquinas y resto de sitios difíciles. Lo mejor es un paño de microfibra o una toallita de secadora. ¡No quedará ni una mota!

 

Si sigues todos estos consejos tu hogar quedará impecable y perfecto para recibir la época fría, pero si lo que necesitas es una limpieza profesional cuenta con Brillocor para ello, ¡además con nuestros bonos te resultará aún más fácil y económico! No lo dudes y ponte en contacto con nosotros. Juntos lograremos resultados brillantes.

Leer más ⇢

Cómo limpiar diferentes tipos de paredes según su material - Brillocor

Cómo limpiar diferentes tipos de paredes según su material

10 de octubre de 2018 0 Comentarios

Cada día nos preocupamos de limpiar alguna zona de la casa, unas con más frecuencia como por ejemplo la cocina y/o el baño, ya que requieren más cuidados, y otras con más tiempo entre cada limpieza como por ejemplo el salón o la habitación, pero ¿limpiamos realmente todo?

Uno de los elementos más olvidados suelen ser las paredes, ya que nos centramos en limpiar polvo de superficies y en barrer y fregar y nos dejamos las paredes que componen la estancia. Además, las hay diferentes tipos  y materiales, ¿quieres saber cómo limpiarlas correctamente? ¡Toma nota!:

Leer más ⇢

Herramientas de limpieza para reducir alérgenos en casa. - Brillocor

Herramientas de limpieza para reducir alérgenos en casa.

10 de julio de 2018 0 Comentarios

¿Sientes picor de garganta y ojos, estornudas frecuentemente, encuentras dificultad al respirar o asma en casa? Posiblemente sufras alergia.

En este post te daremos las herramientas de limpieza para que puedas reducir los alérgenos en casa:

Leer más ⇢